lunes, 9 de junio de 2008

La Olímpica nos acosa con billetes

Sigue la cosa movida entre Olímpica Valverdeña y La Palma CF.
Parece que este duelo puede permanecer durante todo el mercado de verano.

Como anuncié a inicios de la semana, el club valverdeño quiere hacerse con los servicios del mago Juan Carlos. Para ello ha puesto sobre la mesa la cantidad de 800 euros por mes.



Cifra con la que La Palma CF no puede competir, simplemente porque nuestro proyecto no está realizado a base de manteca, nuestros proyectos se hacen con mucho trabajo y muchas horas de entrenamiento.

A mí los proyectos que se realizan con pasta no me gustan. Pienso que son planificaciones nefastas y sin futuro. Ya que en más de una ocasión hemos visto como algunos clubes se han encaramado en ese tipo de proyectos y tan solo le han durado un par de años.
En el momento que la manteca se acaba, finaliza el proyecto. Y es que es muy complicado mantener a un equipo modesto y en este caso en primera andaluza solamente con dinero.

Los casos más claros de este tipo de planificaciones nefastas para mi, son los proyectos que en su día pusieron en marcha Isla Cristina, Bollullos, Ayamonte en muchas ocasiones, y ahora UD Tesorillo (ya hablan de fin de un ciclo) y Olímpica Valverdeña.

En el primer año la jugada le salió redonda al equipo de Valverde del camino. Contrato a futbolistas con experiencia (con mucho dinero) y subieron a andaluza. En la 07/08 ya han comenzado a flaquear. Hicieron un equipo que por nombre debería estar en la lucha por el ascenso a tercera, y sin embargo han quedado en el séptimo lugar. Justamente por detrás de La Palma CF, en una segunda vuelta desastrosa.

Ahora vuelven a la carga y ponen más pasta para seguir contratando a los mejores de la provincia.
El equipo más perjudicado podría ser La Palma CF.

Los valverdeños han puestos sobre la mesa muchos billetes, presionando a varios jugadores que forman parte de la primera plantilla del equipo palmerino, entre los que se encuentra Juan Carlos y algún que otro futbolistas con muchísimo peso dentro del vestuario.

Contra eso nada puede hacer la junta directiva que preside Oñi, ya que todos los jugadores que no residen en nuestra localidad firman sus contratos de temporada en temporada.

Por lo tanto, tal y como pasa con Juan Carlos, la última palabra la tiene el futbolista. Ellos deciden si quieren continuar en un equipo con un proyecto serio (donde se paga mensualmente sin dejar ni una nómina por detrás), o quieren llenarse los bolsillos de dinero aceptando la oferta de una Olímpica Valverdeña que lleva el mismo camino que muchos equipos que tiraron la casa por la ventana y ahora se tienen que conformar con practicar fútbol en el patio de los colegios.



Además dudo mucho que las nóminas estén al día en estos clubes deportivo.
Porque pagar mucho lo hacen en el Tesorillo, o mejor dicho, prometía el Tesorillo, y ahora ahí lo tiene, le debe varia mensualidades a sus jugadores y están al borde del abismo.

¡¡Ellos deciden!!. Yo simplemente dejo mi opinión.

1 comentario:

nida dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.